Inicio BEBE Guía para elegir el pañal perfecto

Guía para elegir el pañal perfecto

60
Compartir
Los pañales deben hacer que el bebé se sienta cómodo. Foto: Shutterstock.
Los pañales deben hacer que el bebé se sienta cómodo. Foto: Shutterstock.

Desde que nacen hasta que nuestros hijos dejan el pañal son muchas compras que tenemos que hacer. Posiblemente entre los seis mil o siete mi, por eso es tan importante elegir un buen pañal.

¿Y cómo podemos saber cuál es el pañal perfecto? Pues no es nada fácil, porque tenemos que tener en cuenta muchos factores y finalmente nuestro gusto personal. Analizar desde los materiales hasta el diseño va a ser uno de nuestros trabajos al menos unos dos años. Nosotros te contamos en qué te debes fijar.

Para elegir bien, hay que buscar que el bebé se encuentre cómodo, protegido y cuidado 

Haciendo historia

Los primeros pañales modernos, con capacidad para absorber y contar con parte desechable, como alternativa a las gasas de tela, surgen en la década de los 40 de forma casi simultánea en Europa y en Estados Unidos. En Suecia surge el primer pañal europeo fabricado con hoja de celulosa, de buen poder de absorción, aunque este primer modelo aún carece de capa exterior impermeable para evitar la filtración.

Al mismo tiempo, la americana Marion Donovan diseña unos pañales con cubierta exterior de nylon, que dificulta que el líquido empape la ropa, que se aseguran al cuerpo del bebé, con unos broches de metal o plástico. Ya en los 50, se patenta la fabricación con celulosa de mayor absorción para reducir la irritación del bebé en Estados Unidos, donde en los 60 se crea la primera empresa especializada en su fabricación. Una década más tarde se incorporan las cintas adhesivas y ya en los 80 se modifica el hasta entonces tradicional diseño rectangular por el de reloj de arena, que hoy conocemos, con un formato más ergonómico y cómodo para los bebés.

Pañal desechable

Actualmente, el pañal desechable se ha convertido en un producto de consumo habitual, al ser una de las prendas absorbentes más prácticas que existen para mantener limpios y secos a los bebés. Su objetivo es mantener al bebé seco y confortable durante varias horas, hasta que el niño pueda aprender a controlar sus esfínteres.

Con el paso del tiempo, la investigación ha logrado mejorar cada vez más el poder de absorción gracias al desarrollo de nuevos y mejores materiales y formas, si bien  el cambio de pañal de forma regular es clave para mantener sana la delicada piel del bebé.

Los bebés crecen rápido, así que no acumules pañales de una misma talla

De esta forma, se calcula que cada bebé gasta aproximadamente unos 6.000 pañales con una media de siete u ocho pañales diarios, al menos durante sus dos primeros años de vida, al que hay que sumar los que utiliza de manera ocasional por las noches, hasta los cuatro o cinco años, momento en el que el niño suele controlar ya la micción nocturna, salvo casos de eneuresis (niños que no controlan, aun siendo mayores). Por ello, es esencial informarse bien para elegir el modelo que mejor se adapte a las necesidades del niño en cada momento.

Consejos para el pañal perfecto

A la hora de elegir el pañal perfecto, es importante centrarse en las principales características que debe tener para que el bebé se sienta siempre bien, cómodo, protegido y cuidado.

1.     La talla adecuada

Para escoger pañal adecuadamente, es imprescindible que éste sea de la talla correcta, para lo que es necesario conocer el peso exacto del bebé. Este dato es muy importante, ya que, si se compra un pañal de talla pequeña, el bebé puede sufrir rozaduras al apretarle y si es demasiado grande, probablemente se producirán más escapes al no ajustarse bien a su cuerpo.

Con el dato del peso el bebé, es muy fácil encontrar la talla perfecta, basta con revisar los datos impresos en los paquetes de pañales. Cada marca tiene especificaciones por peso, edad, talla. Ahora sólo tienes que elegir la que más se adapta a tu bebé.

Es importante recordar que los bebés crecen muy rápido, por lo que es importante fijarse en el peso del bebé en el momento de comprar, sin acumular en exceso de una sola talla, e ir renovando la talla a medida que crece para que se ajuste siempre lo mejor a su cuerpo.

2.     Absorbente, flexible y suave

Es muy importante que el pañal esté hecho con materiales absorbentes de primera calidad, con total garantía de eficacia. De esta forma, la piel del bebé permanecerá seca y sana. Este factor es aún más importante si cabe en sus primeros días, ya que los recién nacidos permanecen prácticamente todo el día en la cuna y sus residuos son todos líquidos, por lo que la capacidad de absorción del pañal es imprescindible para garantizar su confort.

La flexibilidad es otra característica imprescindible de un buen pañal, de este modo el bebé tendrá mayor comodidad para moverse sin riesgo de fugas.

Por último, la máxima suavidad no puede faltar en el pañal perfecto, para mejorar aún más la sensación de bienestar del bebé. Este factor es especialmente importante ya que los bebés tiene una piel muy delicada que necesita prendas que no les irriten. Aún más en los primeros días de vida, cuando la delicada zona de su ombligo está más sensible y hay que tener especial cuidado.

Absorbente, flexible y suave son las tres características principales que tiene que reunir un buen pañal

3.     No olvidarse de….

Independientemente de la talla o modelo, hay que asegurarse de que el bebé esté seco siempre. Para ello, además de elegir el pañal perfecto hay que cambiar al bebé a menudo, limpiarlo adecuadamente con una toalla húmeda específica para su piel que no le irrite y aplicar crema, siempre que sea necesario.

Por último, es importante elegir unos pañales que, además de ofrecer todas las garantías, estén disponibles fácilmente en diversos puntos de venta. Es decir, una vez elegido el pañal perfecto que éste se pueda encontrar de forma sencilla y cómoda, sin complicaciones.

E. M. San Segundo