Inicio MUJER Claves para una higiene íntima femenina

Claves para una higiene íntima femenina

58
Compartir
Es importante tener un buen hábito de higiene íntima. Foto: Shutterstock
Es importante tener un buen hábito de higiene íntima. Foto: Shutterstock

La zona genital femenina es muy sensible y delicada, necesita unos cuidados específicos si queremos sentirnos limpias y frescas a lo largo del día, lo que es lomismo, tener una buena higiene íntima. Y, sobre todo, que las infecciones o problemas vaginales no nos afecten.

La piel vulvar tiene diferencias importantes respecto a la piel corporal, por ello requiere unos cuidados específicos y que se utilicen productos testados para poder aplicarlos con seguridad en dicha zona.

En todas las etapas

En la infancia no se producen estrógenos y el pH es neutro, por lo que se favorecen el desarrollo de algunas infecciones, esto hará que sea muy importante educar a las niñas para crear un buen hábito de limpieza de la zona genital, con productos específicos formulados para esa etapa infantil.

Todas las mujeres deben tener un buen hábito de higiene íntima, pero en algunas épocas hay que estar especialmente receptivas a ese cuidado, por ejemplo, durante el embarazo, ya que suelen aumentar las secreciones vaginales y por eso hay que tener máximo cuidado para que no se produzcan las infecciones vaginales. También en la menopausia, las mujeres dejan de producir estrógenos y su Ph alcanza entre 6 Y 7.

Todas las mujeres deben tener un buen hábito de higiene íntima, pero en algunas épocas especialmente

Consejos a seguir

Si queremos tener una higiene íntima satisfactoria, no hay que hacer mucho esfuerzo, tan sólo lavarse al menos dos veces al día, una por la mañana y otra por la noche, con agua y jabón o gel específico, que sea suave.

La Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM) en una de sus “Menoguías”, aporta una serie de consejos para el cuidado de la zona vaginal. Así nos habla de mantener la zona genital limpia y seca, no realizar duchas vaginales, a no ser que sean prescritas por médicos especialistas, tomar probióticos cuando se tomen antibióticos para evitar la candidiasis vaginal, evitar los productos perfumados, el uso de pantalones extremadamente apretados y utilizar ropa interior de algodón.

Lo que sí debes hacer

Es importante que a la hora de lavar la zona genital lo hagamos de la forma correcta, siempre de delante hacia atrás, para evitar que las bacterias que provienen de la zona anal pasen a la vagina y desequilibren su flora. Se deben utilizar productos específicos que consigan eliminar las secreciones fisiológicas de la zona, pero de forma suave, sin causar ningún daño en la flora vaginal y con un pH lo más parecido posible al que tiene la zona, ligeramente más ácido que el que tenemos en el cuerpo.