Inicio Cuidados CLAVES PARA ELEGIR UN CUENTO

CLAVES PARA ELEGIR UN CUENTO

23
Compartir

¿No sabes cómo elegir los cuentos más adecuados para la edad de tu hijo, porque es muy pequeño? Sabes que es importante que empieces a enseñarle el hábito de lectura a temprana edad y quieres ofrecerle lo mejor en cada momento. Para que sea un juego divertido y le guste, te ofrecemos algunos consejos que harán que la elección de su cuento favorito sea acertada.

 

  • Para dar comienzo, resulta interesante que los cuentos sean muy visuales, no tenemos que seguir la historia al pie de la letra, sino que podemos dejar volar nuestra imaginación para que nuestros bebés sigan escuchando palabras que, poco a poco, irán quedando registradas en su lexicó mental (interiorización del vocabulario).
  • Los cuentos de tela tienen gran cantidad de beneficios a la hora de trabajar con bebés, puesto que gracias a ellos desarrollan la motricidad fina, el concepto causa-efecto, la coordinación óculo-manual, etc. Respecto a la lectura, resulta fundamental porque será uno de los primeros contactos que el bebé tenga con el formato de un libro, de manera que pueda aprender a pasar las hojas y a familiarizarse con los diseños.
  • Por otra parte, los cuentos musicales resultan interesantes a partir de los 6-8 meses cuando los pequeños ya empiezan a emitir sonidos de una forma más consciente. Estos libros están formados por dibujos a los que se les otorga una entonación, de manera que al juntarlos se crea una canción. Al ir cantando resulta esencial el hecho de ir señalando cada dibujo con el fin de que el bebé reconozca la relación existente entre lo que se dice y lo que está escrito. Así, paulatinamente, irá interiorizando el juego de la lectura y comprenderá que lo que se dice de forma oral tiene un motivo.
  • Otro formato de cuento ideal para la primera etapa infantil son los conocidos como “libro-guante”. Es un diseño muy original, ya que se pone en la mano del adulto como un guante, de manera que en cada dedo tenemos la marioneta de un personaje y la historia nos queda en la palma de la mano. De esta manera, podemos captar de una forma muy divertida la atención de los pequeños y, cómo no, transmitirles el placer por la lectura.

Sandra Alonso Villar

@miscuentosinfantiles